MOROSIDAD NO PERMITE APOYAR A MÁS COLIMENSES: INSUVI

Pedro Ureña Moctezuma, Director del Instituto de Suelo, Urbanización y Vivienda del Gobierno del Estado (INSUVI) manifestó que para continuar entregando apoyos a los colimenses que más lo necesitan, es necesario que los deudores realicen convenios para avanzar en sus cuentas.

Indicó que el principal objetivo de la institución es ayudar a las personas que más lo necesitan, carentes de condiciones económicas y sociales en materia de vivienda.

Indicó que el Instituto también ha sido afectado con la lentitud en los procesos de operatividad propiciados por los cambios desde la política federal en materia de vivienda,  “incluso no se ha logrado bajar los recursos”.

En materia de cartera vencida, el funcionario estatal indicó que el Instituto empieza a tener una falta de dinámica de recuperación por diversas circunstancias, realidad histórica que al final afecta por lo que es necesario buscar cómo resolverlas. 

“Sabemos que hay personas que se atrasan por circunstancias de salud o económicas y para eso estamos en el instituto, para ver como poder solucionar y reestructurar y sobre todo esa responsabilidad de las personas para poder resolver, porque sin ellos no cumplen nosotros dejamos de cumplir con otras personas”, expuso.

Aseguró que hay casos extremos donde entran las instancias de recuperación de vivienda, pero se trata de personas que no han abonado nada en 5, 7 y hasta 10 años, y que existe la cerrazón de no querer avanzar a su cuenta.

“Tenemos muchas de solicitudes de vivienda de gente que realmente la necesita, eso nos lleva a tomar esas acciones, porque no podemos ayudar a más gente porque hay quienes no pagan”, sostuvo.

Ureña Moctezuma señaló que se está buscando que la gente acabe de pagar sus cuentas y adquiera su patrimonio, ya que dijo hay créditos donde la gente paga 300, 500 y 800 pesos mensuales, “no hay rentas de ese valor”.

Indicó que otra situación que se presenta con regularidad es que  mucha gente que acaba de pagar su vivienda no escritura, por ello se inició con un programa de brigadas.

“Vamos hasta su casa, les decimos que se acerquen al Instituto, les damos a conocer los requisitos: avalúo catastral actualizado, pago de agua y predial, alineamiento número oficial, CURP, credencial de elector y un certificado de no adeudo en el Insuvi que cuesta 100 pesos y se empieza a tramitar la escritura. El documento tiene un valor de 4 mil 500 pesos, mientras que con un notario les costaría aproximadamente  10 mil pesos”, explicó.

Asimismo señaló que en apoyo a la economía de quienes sí cumplen en tiempo y forma en sus pagos, el INSUVI lleva a cabo el Programa 11 x 12.

“A las personas que cumplieron puntualmente con las mensualidades de enero a noviembre, el mes de diciembre se les condona el pago. Este es un incentivo para las personas que se esfuerzan para cumplir”, refirió.

Finalmente invitó a la población a que se acerquen al Instituto y buscar la forma de reestructurar la deuda y no pierdan el patrimonio que han conseguido para sus familias.