TAREA PENDIENTE PARA EL NUEVO SECRETARIO DE EDUCACIÓN.

“La paz promueve el conformismo, Y el conformismo es una eterna maldición”

-FRIDA KAHLO .

Manuel Olvera Sánchez.

Si bien es cierto que por su contexto y características muy singulares la educación rural en México no es menos importante que la educación urbana, hay que decir que no se han dimensionado los grandes potenciales con los que cuenta la educación rural para nuestro país y el continente americano.

Debemos recordar  que después del alto impulso que se diera en México en las décadas de los 20 y 30 del siglo pasado, con la creación de la SEP e impulso a las escuelas rurales, poco a poco se fue restando el interés hacia este sector por parte de los gobiernos en turno, situación que derivó a que  hoy en día la problemática en el proceso enseñanza aprendizaje en el medio rural sea tan complejo, al grado de que para solucionarlo se requiere adaptar los modelos educativos a lo que se está demandando en esta zona en particular.

Al respecto se tiene la idea de que el maestro es el único culpable de que los índices a través de los cuales se evalúa la educación bajo lineamientos PISA de la OCDE no sean los presupuestados por el Gobierno, pero no se señala que el docente en el medio rural no tiene las mismas condiciones con las que cuentan los del medio urbano.

México requiere una reforma integral de su sistema educativo, aunque, dicho sea de paso, esta no es una tarea que se logre en el corto plazo; pues es necesario abatir la pobreza, reducir los niveles de desigualdad, romper con los mecanismos que perpetúan estas condiciones en los grupos y las familias de menores ingresos, excluidas de los derechos sociales, a fin de lograr una más rápida integración del país en la sociedad.

Al respecto los estudiosos sobre el tema señalan, que, para obtener los resultados preconcebidos en la Reforma Educativa, es necesario que en el próximo decenio todos los niños y jóvenes de México tengan acceso a la educación, a una formación de calidad que incluya el manejo de las tecnologías y los lenguajes del mundo de hoy.

Igualmente se requiere que los profesores estén bien capacitados y su labor sea reconocida; como también que las instituciones educativas en todo el país, centros escolares urbanos y rurales, cuenten con la infraestructura y equipamiento necesarios para tener una formación integral.

Bajo esa visión es necesario atender nuestros grandes rezagos, nuestros lacerantes contrastes y nuestras profundas desigualdades económicas y sociales, renglones que no tendrán solución si no adoptamos nuevos enfoques y perspectivas que rompan con las inercias que nos frenan.

En ese sentido resulta más que prioritario valorar que en la escuela rural en México, los educandos se encuentran con la problemática de no poseer los mínimos conocimientos para que su aprovechamiento en el proceso enseñanza aprendizaje sean los acordes a lo que la globalización está demandando para que sean jóvenes productivos.

Lo anterior porque las condiciones en las que han vivido y viven en el medio rural, ha sido la causa de que se hagan presentes las condiciones de bajo desarrollo educativo y aprendizaje, ya que la discriminación juega un papel importante en esta problemática, resultando vital conocer a fondo toda esta información por el Estado mexicano, ya que en base a esto han diseñado políticas sociales pretendiendo atacar este fenómeno.

Si bien es cierto que en el proceso enseñanza aprendizaje los padres de familia juegan un papel importante para su cometido, es de reconocer que para mala fortuna en el medio rural esa fortaleza que, si se presenta en el medio urbano, en el rural se adolece de su presencia, lo anterior en vista de que los padres de familia no cuentan con los mínimos conocimientos y actitudes para poder orientar a sus hijos sobre lo más elemental en el tema educativo.

Así como en el medio urbano existe jóvenes que con su potencial logran ser profesionistas con conocimientos, habilidades y actitudes necesarios para ser partícipes en el desarrollo económico del país, de la misma manera se pueden generar educandos en el medio rural, y que mejor que ellos que conocen la problemática de su comunidad sean quienes logren disminuir la brecha educativa entre ambos contextos.

En el año 2015 la presidenta de la Junta de Gobierno del Instituto Nacional de Evaluación Educativa Sylvia Irene Schmelkes del Valle hacia una reflexión y se la expuso a los Senadores de la República en la que les hacía notar que el gran problema de México es la inequidad, la que trae como consecuencia el dañar a los más pobre.

Les hizo ver la urgencia de que se debe revertir la tendencia del gasto público en la educación y que el apoyo llegue más a los que más lo necesitan como los son los habitantes de localidades pequeñas, indígenas , niños migrantes y con discapacidad.

Afortunadamente para los educandos del medio rural existen una infinidad de programas sociales que persiguen atacar la pobreza rural y que de la mano de estos programas se adhieran a la tecnología de la información y la comunicación  aplicada en la educación, esta visión del Gobierno de la Republica a través de políticas sociales inclusivas pretende que la fortaleza de los pueblos rurales sea participe del desarrollo económico tan anhelado en nuestro país.

Debemos recalcar que la educación siempre ha sido importante para el desarrollo, y más en nuestros días en que se viven profundas transformaciones, motivadas por el vertiginoso avance de la ciencia, así como por el no menos acelerado desarrollo de los medios y las tecnologías de la información, indudablemente que el recién designado secretario de educación Adolfo Núñez González tiene una gran tarea que atender en el medio rural, lo cual no le es desconocido ya que independientemente de que se ha desempeñado en ese medio es docente normalista y conoce a cabalidad el tema.

La visión que tenías sobre mí, no la defraudare, eso me fortalece aún más, serás ese impulso para lograrlo.

Facebook: manuel olvera sanchez

Twiter:@manolsa

manuelolverasanchez@gmail.com