“URGE REACTIVAR LAS CASETAS DE VIGILANCIA EN COLIMA”: CLAUDIA YÁÑEZ

  • La seguridad pública es la más alta responsabilidad social estatal incumplida.
  • Cientos de millones de pesos destinados a seguridad se pierden en el camino.
  • Necesario equipar mejor a los policías y mejorar sus prestaciones, dice la diputada.

 

“Urge abrir las casetas de vigilancia o denominadas de policías que están abandonadas desde hace muchos años en colonias y parques de los municipios del estado, para que la población viva y duerma más tranquila por la ola de robos a las casas habitación, pues incluso en pleno día están robando y dejado hasta sin muebles a muchas familias”, señaló Claudia Yáñez Centeno, al anunciar que convocará a las instancias respectivas hasta logar que con toda la fuerza social colimense dejen  de estar abandonadas.

 

La diputada federal Claudia Yáñez Centeno fue entrevistada tras participar en el diálogo de capacitación policial y de seguridad privada que impartió magistralmente Fernando Facio, especialista internacional en materia de seguridad y Director General del Instituto de Capacitación Especializado en Seguridad Pública y Privada.

 

Explicó que hace 15 años se instalaron en diversos puntos y municipios varias casetas policiales de vigilancia, (por lo menos 24 en la capital del estado y 7 en Villa de Álvarez), al paso del tiempo se fueron desvirtuando y convirtiendo en nidos o refugio de malvivientes y ahora están en su mayoría abandonadas, lo que representa un foco de inseguridad y lejos de reducirla, sólo la incrementa.

Indicó, asimismo, que es tiempo de hacer una revisión y un censo de las casetas de vigilancia que con miras a la prevención de delitos fueron construidas con recursos presupuestales y hoy están en condiciones deplorables, llenas de basura, con puertas y ventanas rotas, muros grafiteados, y en muchos casos utilizadas de resguardo por indigentes o malvivientes.

Es necesario –agregó-, reactivar acciones de prevención delictiva en las colonias con mayor índice de inseguridad, pues son instalaciones que deberían contar con presupuesto para su mantenimiento y donde debería haber presencia policial las 24 horas del día, y que no sólo brinden seguridad y tranquilidad a la gente, sino en donde también se dé orientación y asesoría sobre servicios policiales y denuncias de los ciudadanos, así como dar primeros auxilios con oxígeno por razón de la pandemia o en casos de emergencia médica con botiquines y personal de enfermería para casos extraordinarios en las colonias, incluso podrían asignarse pasantes de enfermería.

Añadió que ante el notorio incremento de la inseguridad, se debe identificar dichas casetas de vigilancia, para que se proceda a rehabilitarlas, dignificarlas, dotarlas del equipo mínimo necesario como es energía eléctrica, teléfono, equipo de cómputo y mobiliario para que sea una mini oficina digna de atención a los usuarios. Eso contribuiría a reducir problemas de robo a casa habitación, pandillerismo, drogadicción, y violencia intrafamiliar, que son algunas situaciones de mayor

 

 

incidencia delictiva, y también ayudaría complementarlas con la implementación de patrullajes o rondines de agentes policiacos en motocicletas o bicicletas.

La legisladora federal dijo que también es necesario equipar más a los y mejorar sus prestaciones, en particular a los municipales y estatales porque están arriesgando sus vidas sin equipo de protección adecuado y muchos ni tienen armas de cargo, y lamentamos que en lugar de aumentarles sus prestaciones sociales se las quiten, como son su atención urgente y más amplia a la salud personal en casos extraordinarios obligándolos a que sus familias paguen.

 

En ese sentido, ofreció realizar una revisión a fondo de la verdadera situación que enfrentan para buscar los mejores mecanismos de apoyo, porque cientos de policías ni vivienda tienen, a pesar de que tienen muchos años arriesgando sus vidas.

 

Claudia Yáñez precisó que la seguridad pública es la más alta responsabilidad social estatal incumplida. “Sabemos que es tarea de todos, de los ayuntamientos, del gobierno estatal y del gobierno federal, pero el Gabinete de Seguridad Pública  y también el Congreso del Estado deben hacer su gran parte para gestionar a la federación y al gobierno estatal para lograr autorizar los recursos adecuados y no los que pida exclusivamente el gobernador en turno, porque a lo mejor no son los que realmente se necesitan, porque piden miles de millones de pesos pero solo para infraestructura o programas, donde hay muchos moches, cuando los policías no traen ni una arma ni un chaleco de protección, su patrulla trae las llantas lisas”, subrayó.

 

Se necesitan proyectos de seguridad que realmente protejan a quienes nos protegen y beneficien directamente a la población, como son rehabilitar nuevamente las casetas de vigilancia policial, equipar y mejorar las condiciones de los elementos policiales, deben cubrir primero las necesidades de la policías estatales y de los municipales, porque en las cámaras de vigilancia se han invertido millones y millones de pesos y hasta hoy no han dado buenos resultados, es mucho dinero invertido allí, cuando hay muchas patrullas descompuestas, debemos priorizar, y parar la corrupción en las áreas de seguridad si es que la hay, el recurso humano, los policías están desamparados, apuntó.

 

Finalmente expresó su preocupación porque cientos de millones de pesos destinados a seguridad pública se pierdan en el camino, desde las esferas más altas hasta llegar a un policía, cuando el agente policial es el elemento más importante que debemos valorar y que necesariamente estamos obligados a darle su propia seguridad personal, de su familia y capacitarlos tácticamente; contratan a desempleados sin formación policial peligrando sus vidas, pues lamentablemente la formación policial es otro problema que ni a las Universidades en Colima ni al Gobierno Estatal les ha preocupado crear un bachillerato policial o una licenciatura con especialidad en seguridad, urge más voluntad institucional e interés para hacer un proyecto de gran visión, pero en su oportunidad lo vamos a presentar porque es prioritario, ya que en realidad no estamos viviendo y durmiendo ni felices ni seguros, concluyó.