COLIMA LLEGA A UN MÁXIMO HISTÓRICO DE 898 CASOS ACTIVOS, EN TODO EL ESTADO

·Desde que inició la pandemia en la entidad nunca se habían tenido ese número de casos activos al mismo tiempo

·   El grupo etario de 25 a 39 años rebasa ya por mucho los casos positivos en personas de mayor edad

·Este brote de contagios se da principalmente por la movilidad social y la relajación de las medidas sanitarias

· Exhorta la titular de Salud a ser respetuosos de la vida

Al dar a conocer que del 19 al 22 de julio se han acumulado de 366 casos nuevos y siete defunciones, la titular de la Secretaría de Salud en Colima, Leticia Delgado Carrillo indicó que, en promedio, se tienen 122 casos sobre 84.25 del reporte anterior y 2.33 sobre 1.25 de muertes, lo que evidencia el incremento sostenido que hay en el estado.

Al respecto también señaló que hay 868 casos activos en el estado, siendo la cifra más alta en todo lo largo de la pandemia.

Ante esta situación, ponderó la titular de Salud en Colima, que como ciudadanos “nos debemos unir, porque no se puede decir que no se sabía, que había desconocimiento, o que es culpa de los demás, ya hemos recorrido más de 16 meses enfrentando a este virus invisible que ha venido a cambiar la vida de todos, pero mucho más aún no se han dado cuenta, no lo quieren ver o no lo quieren aceptar, el virus mata, el virus enferma, el virus deteriora la calidad de vida, el virus deja secuelas”, refirió.

Señaló que no hace falta un policía o un agente de seguridad para cuidar cada paso que se da en la vía pública, falta la responsabilidad en el saberse cuidar y aprender a vivir con la contingencia.

Resaltó que el fin de semana se suspendieron servicios en establecimientos y no es fácil para los que llevan a cabo los operativos, recibir quejas y reclamos por hacer su trabajo al acudir a verificar que se proteja a los usuarios, empleados y empleadores. No es nada agradable tener que regresar a familias que acuden de otros lugares a un torneo de fútbol por no tener las medidas de seguridad sanitaria.

“Es entendible la inversión que hacen por moverse de un lado a otro, pero como sociedad, ante el Covid-19 hay que levantar el ánimo y la responsabilidad por el autocuidado de la salud”, precisó.

Indicó que los números al alza son indicadores del riesgo que se está volviendo a vivir, “pero colocarse bien el cubrebocas, evitar eventos sociales y concurrencias, es el indicador de respeto y amor a la vida”.

Resaltó que los casos registrados por inicio de síntomas, suman 577 en la semana 28, que es la que acaba de concluir el domingo anterior, es un histórico superior al experimentado al que se estuvo en el mayor riesgo de contagio. Este registro refleja una relajación en las medidas que se deben revertir con las herramientas que ya bien se conocen, pero que se han dejado de utilizar con la frecuencia y constancia que se requiere.

Los casos en personas de 30 a 34 años que suman 1 mil 628 ya rebasaron a todos los acumulados en los grupos de personas de 65 años que son 1 mil 546. Los tres grupos etarios de 25 a 29 años; 30 a 34 y de 35 a 39 años han triplicado los casos comparativamente son los que habían tenido más la carga de enfermedad como son los mayores de 65 años.

“La gente joven mayoritariamente sin vacunarse y la de mayor movilidad poblacional es la que ha triplicado el número de casos al tener 4 mil 174, a triplicado los acumulados a lo largo de la contingencia al grupo de 65 y más años”, comentó.

Ejemplificó, en un acumulado de casos en el 2021 en el estado hasta la semana anterior 127 casos, que representa el 3 por ciento de todas las personas identificadas en el año con diagnóstico de Covid, tenían antecedente de vacuna, el resto estaba sin antecedentes de vacuna.

Cabe señalar, reiteró, que eso no significa que personas con antecedentes de vacuna no se infecten, simplemente no presentan síntomas notorios que los obligue a acudir al médico.

“De los pacientes positivos en este año la mayor parte, como en el año previo, fue ambulatorio, pero si analizamos el gran total de pacientes hospitalizados 715 no tenían antecedentes de vacuna y 3.5 si tenían antecedente de vacunación”, externó.

Aun así, dijo, con la vacunación que sigue avanzando las defunciones han bajado, pero se siguen presentando. Las siete defunciones que van en esta semana son familias que perdieron hijos, hermanos, padres, abuelos, mamás, seres humanos de quienes solo queda su recuerdo.

“Por ellas y por ellos por las 1 mil 342 personas de todos los municipios en nuestro estado, de menos de 1 año y mayores de 65 años que han perdido la vida, es momento de unirnos, con sentido humano, solidario y de fraternidad para bajar el número de casos, cuidando de nuestra salud”, subrayó.

Sin duda alguna el resultado de los indicadores para el color que será en el próximo semáforo epidemiológico, nos puede llevar al nivel de riesgo más alto.

Los servicios de salud del estado de Colima y por supuesto con instituciones hermanas del sector salud, seguimos con la estrategia de vigilancia epidemiológica, la vigilancia y fomento sanitario, acciones de promoción de la salud en el impulso de nuestro ámbito de competencia a los acuerdos publicados en el Periódico Oficial, manteniendo la información y difusión de las estrategias preventivas y sobre todo impulsando las acciones de vacunación.

La situación -reiteró- es apremiante ante la movilidad poblacional y la relajación de medidas hay más riesgo, un repunte acelerado que ya empieza a provocar brotes, más hospitalizaciones, más muertes y más mutaciones virales.

En lo que va de la pandemia nunca se había tenido 898 casos activos, por tanto, con toda atención “hago un exhorto a cumplir con las medidas de seguridad sanitaria. Un llamado al respeto de tu propia salud y de los demás. Con vacuna o no debemos de cuidarnos”.

Solo con actitud solidaria, la vacuna y el cuidado de la salud, vamos a salir adelante.