ENTRE LA INCERTIDUMBRE Y LA ESPERANZA – SOCIALIZANDO DATOS

Balvanero Balderrama García

balvanero@gmail.com / @Balvanero.B

Los tiempos que corren no invitan, de manera general, al optimismo.

En el contexto de una pandemia en salud que se recrudece y en la escalada de violencia que nos agobia, hay que hacer esfuerzos por encontrar asideros que nos impulsen a seguir aportando positivamente a nuestro entorno.

Afortunadamente, también hay visos de esperanza en medio de la incertidumbre. Algunos ejemplos.

Las vacunas que se aplican, sus refuerzos, vienen a fortalecernos para el día a día, sin bajar la guardia. Sumamos millones a lo largo y ancho de nuestro país con la vacuna y sus refuerzos. Falta, cierto es, pero ese es un tramo que ya tiene trecho recorrido.

En otro aspecto, recién participé en la presentación del libro “Diario de Educación” del Dr. Juan Carlos Yáñez Velasco, que nos hace mirar hacia este tema tan fundamental como es la educación; hay muchas carencias, lo sabemos, pero hay que ver este tema como señala el autor desde otra perspectiva: la educación también es –debe ser– una buena noticia.

En este tema, el educativo, es de admirar la pasión con la que una gran cantidad de docentes atienden e impulsan a sus estudiantes, cómo les acompañan, se interesan y procuran que sigan en este proceso. Lo veo cotidianamente en la Escuela de Trabajo Social Vasco de Quiroga, en Comala, y seguro estoy que se da en muchos centros educativos.

La ENBIARE 2021, nos ofrece diversos indicadores sobre el bienestar, confianza. A nivel general, en escala del 0 al 10, la satisfacción con la vida se ubica en 8.45 como promedio general. Las entidades con mayor promedio son Nuevo León -8.79- y Colima -8.77-.

No hay que dejar espacio para el desánimo, debemos buscar aquello que nos fortalece y no puede ser en otra parte sino en la unión como sociedad. Suma de voluntades: en la familia, en los centros laborales, espacios educativos, amistades, con quienes coincidimos.

Juntas y juntos somos más fuertes. Juntas y juntos somos más que quienes buscan desestabilizarnos. Juntas y juntos podremos lograr un mejor espacio para convivir, no sólo para transitar.