COMALA, PUEBLO CON MAGIA Y ENCANTO, QUE EXPRESA SU IMAGEN A TRAVÉS DEL ARTE, SU GENTE, FESTIVIDADES Y GASTRONOMÍA

Comala Pueblo Blanco de América, expresa su imagen a través del arte, su naturaleza, su gente, sus festividades y su gastronomía, entre sus calles pintorescas, llenas de historia, arquitectura emblemática y un misticismo digno de leyenda.

Sus paisajes invitan a pasar el día en el campo, entre lagunas con vistas al volcán activo, admirando un ambiente pacífico y tranquilo.

Comala está envuelto en lugares campiranos con productos frescos y locales que harán que tus platillos sean una experiencia única e inigualable para tu paladar.

Por tradición Comala ofrece cada año una feria del ponche, pan y café, un espacio donde puedes interactuar con los comerciantes, expositores y artesanos que ofrecen sus productos elaborados con amor y dedicación; quedarán fascinados con la mezcla de colores, olores y sabores que harán disfrutas esta máxima esta feria que con ansia nos espera el siguiente año.

Rogelio Félix Flores, presidente de Pueblos Mágicos, explicó que Comala es un pueblo mágico que está cumpliendo 20 años, que atendiendo las características que a nivel de presidencia se establecieron para este ramo, como pueblos que cubren necesidades con un pasado histórico que tienen en el presente actividades culturales, sociales que están relacionadas con comunidades de origen.

Dijo que Comala representa la relación de más de 20 comunidades que están incorporadas desde periodos prehispánicos y que conviven de una manera buscando esa parte del pasado con el presente y que están apuntando hacia un futuro ordenado, con el cuidado de la ecología, aspectos relacionados con la sostenibilidad y el que las comunidades de origen conviven de una manera muy ordenada con el desarrollo y crecimiento de este estado.

Comentó que cada vez se está teniendo más visitantes de diferentes partes del estado, el país y a nivel internacional, principalmente por gente que está buscando conexiones más allá de la diversión, como historia, principios, valores, las características que se pueden compartir con la gente o visitantes que se tiene.

Invitó a la gente a que conozcan Comala y se lleven una impresión agradable, no solo del punto de vista del recreo, sino del reconocimiento personal.

Juanita Andrés, directora de Turismo en el ayuntamiento de Comala, dijo que este municipio tiene muchos reconocimientos a nivel estatal y nacional.

Algo que le da identidad a Comala es el arte Rangeliano, del artista colimense Rangel Hidalgo, a través de las pinturas que se pueden apreciar en la cerámica, muebles y en la herrería de faroles, puertas y ventanas; este artista dejó su legado en Nogueras que es un lugar obligado para visitar.

Yadira Guerra Montes, turoperadora, señaló que es impresionante para los turistas cuando llegan a Comala y ven detrás del pueblo un volcán inmenso de 3,800 metros sobre el nivel del Mar.

Mencionó que se dice que el volcán es un guardián de Comala, acompañado de otro volcán que es el Nevado de Colima, que en su mayor parte es territorio de Jalisco, pero que lo comparte muy bien nuestro estado y se les conoce como los Volcanes de Colima, ya que la mejor vista la tenemos de este lado.

Comentó que a Colima se le llama biodiverso, porque el 9% de las aves de todo México se encuentran en nuestro estado, de las 1,110 aves endémicas que existen en nuestro país, en el estado se pueden apreciar casi 400.

Dijo que las tres cosas fundamentales que se pueden mostrar de Comala, es su gastronomía, las bebidas tradicionales como el ponche, café y el pan; el museo que se encuentra en Nogueras donde se puede apreciar la cerámica más perfeccionista que se pueda conocer en todo México y la ruta del café que termina en las faldas del volcán.

Felipe Michel de Comala, presidente municipal, explicó que las tres calles principales se encuentran pintadas de blanco, por eso se le conoce a Comala como el Pueblo Blanco de América.

Dijo que para que Comala se mantenga muy limpio, es porque su gente tiene la costumbre que viene desde sus ancestros, es en cuanto amanece barren el frente de su casa.

Señaló el alcalde que Comala es un pueblo muy seguro, se tiene una policía muy amable, pueden visitar este destino con toda tranquilidad.

Gustavo Valencia, ponchero, dijo que el ponche es una tradicional que tiene más de 120 años y ha crecido su demanda; uno de los primeros ponches que se elaboró fue el de granada que es el tradicional, ya después se comenzar a producir más sabores como de cacahuate, de café, de nuez, de coco, de coco con piña, incluso hay unos de vinos tintos muy ricos.

Alan Ramos, chef tradicional, hizo un recorrido imaginario por todos los puntos gastronómicos con que cuenta Comala y terminar en los portales donde se puede disfrutar de diferentes platillos y música de mariachi, para pasar un día agradable degustando exquisita comida.

Claudia Martínez, de hospedaje, señaló que en Comala se encuentra la casa de los Chaneques, guardianes del agua, los animales y los montes; el municipio tiene mucha vegetación que los visitantes pueden disfrutar, despertarse y escuchar las chicharras, las chachalacas, los grillos; con una buena taza de café en las cabañas en la zona de montaña, muy cerquita de los volcanes.

Encontrarte con el rico aroma del café y el pan en el centro de Comala, donde se pueden hospedar en hoteles, en hostales, casitas blancas con techos colorados que le dan brillo y magia a Comala.

Los hoteles de gran turismo, que son casas tradicionales de adobe, con gruesas paredes que no permiten la entrada del frío y que ahora son hoteles boutique que se encuentran muy cerca en lo que era la Hacienda de Nogueras.

Comala tiene una oferta turística y de hospedaje muy amplia que te va a enamorar, que te va a encantar por su magia y su encanto.