DESPERDICIO – ¿QUÉ VIENE? 4 DE OCTUBRE DE 2021

SEAN OSMIN HAMUD RUIZ

Se completa la consigna de limpiar escritorios, cajones y sillas en diversas secretarías de gobierno del estado. No importa que falte un poco menos de un mes para el término constitucional de la presente administración. Menos importan las implicaciones legales de esta acción.

El afán austericida que pretende adelgazar la nómina gubernamental, sin importar capacidades o experiencia, que estará culminando con la fusión a 10 de los 17 actuales despachos funcionales del gobierno, tendrán que ser observados con lupa.

Esperemos que la gobernadora entrante no tome del manual 4tísta aquello de 10% capacidad, 90% lealtad como parámetro en la oficina de recursos humanos.

Por supuesto que necesita gente a su alrededor en la que pueda confiar y descansar las cotidianas operaciones del aparato gubernamental. Pero también debe encontrar esa capacidad de razonamiento abstracto, ese empuje resolutivo, de toma de decisiones y también, que estas dos anteriores herramientas a ejercer, se basen en un acompañamiento constante e influyente del departamento jurídico, pues el ejercicio público es lo que más debe cuidar, su actuar legal.

Ya sabemos que hasta el 15 de este mes nos enteraremos de quienes acompañarán en la primera línea a la gobernadora entrante. Que los dioses quieran se invierta o por o menos matice la fórmula Obradorista y se busque y encuentre el equilibrio entre facultades y afectos.

Las decisiones en diseño, implementación y ejecución de políticas públicas diversas, no pueden partir de la ocurrencia o el capricho. La responsabilidad en el empleo de los recursos estatales, ya sean materiales, humanos o económicos, obliga a la búsqueda de la eficiencia, pero también de la eficacia.

Rencores, suspicacias o prejuicios de ninguna manera tienen que ser los ejes rectores que definan perfiles. Los llamados a la próxima encomienda, esperamos, queremos sometan sus intereses particulares al interés común, no al de partido, grupo o criterio particular de Indira. De no ser así, viviremos seis años más de DESPERDICIO.

MICROCUENTO

Formulario, cuestionario y entrevista bastos, agobiantes y reveladores. Nunca me esperé algo tan acuciante, suponía que mucho de lo expuesto ya lo conocían. Una de dos, o todo este tiempo viví en una mentira, o bien me están calando.

Solo espero que mis respuestas me abran la puerta de los cielos.